Archivo por meses: abril 2014

Los raros. El blocao de José Díaz Fernández

‚ÄúLlev√°bamos cinco meses en aquel blocao y no ten√≠amos esperanzas de relevo. Nuestros antecesores hab√≠an guarnecido la posici√≥n a√Īo y medio. Los recuerdo feroces y barbudos, con sus uniformes desgarrados, mirando de reojo, con cierto rencor, nuestros rostros limpios y sonrientes. Yo le dije a Pedro N√ļ√Īez, el cabo:

-Hemos caído en una cueva de Robinsones.

El sargento que me hizo entrega del puesto se despidió de mí con ironías como ésta:

-Buena suerte, compa√Īero. Esto es un poco aburrido, sobre todo para un cuota. Algo as√≠ como estar vivo y metido en una caja de muerto.

-¬°Qu√© b√°rbaro! ‚Äďpens√©. No pod√≠a comprender sus palabras, porque entonces iba yo de Tetu√°n, ciudad de amor m√°s que de guerra, y llevaba en mi hombro suspiros de las mujeres de tres razas‚ÄĚ.

LIBRO.El BlocaoAsí comienza El blocao, de José Díaz Fernández. Traemos en esta ocasión a la sección de raros un escueto volumen de siete relatos a los que su autor, paradójicamente, subtitula como Novela de la guerra marroquí.

D√≠az Fern√°ndez fue un conocido periodista, cercano al c√≠rculo de intelectuales de la Revista de Occidente de Ortega y Gasset, que adem√°s intervino en la vida pol√≠tica de los a√Īos 30, siendo elegido diputado en dos ocasiones, la √ļltima de ellas por Izquierda Republicana, el partido de Aza√Īa. Cuando a√ļn viv√≠a en Gij√≥n y despuntaba en el periodismo, su vida se vio seriamente trastocada por la experiencia del servicio militar en Marruecos, en plena ofensiva de los rife√Īos liderados por Abdelkrim. El futuro autor pas√≥ un a√Īo en las cercan√≠as de Tetu√°n, entre 1921 y 1922, defendiendo peque√Īas posiciones fortificadas de madera, los llamados ‚Äúblocaos‚ÄĚ, expuestas a ataques por sorpresa y al fuego de los francotiradores. De esas dram√°ticas vivencias se nutre esta peque√Īa joya que hoy comentamos.

D√≠az Fern√°ndez, confiesa en el pr√≥logo su deseo de ‚Äúhacer una novela sin otra unidad que la atm√≥sfera que sostiene a los episodios‚ÄĚ, aunque √©stos, si el lector lo desea, se puedan leer de forma independiente. Pero no solo el ambiente y el tema unifican los siete relatos, sino tambi√©n esa voz que narra en primera persona los hechos y que, en alg√ļn caso, identificamos claramente con el autor. As√≠ ocurre, sobre todo, en Magdalena roja, relato en el que El Gafitas, joven estudiante y sindicalista, se ve arrastrado por la furia¬† revolucionaria de Angustias, el personaje m√°s extremado e interesante del libro; un libro donde, por cierto, los personajes femeninos son, a menudo, fuerzas turbadoras que desencadenan la tragedia, as√≠ sucede en el relato que da t√≠tulo al volumen, El blocao, en √Āfrica a sus pies o en el que lo cierra, Convoy de amor, impactante final que nos deja con ganas de m√°s, despu√©s de haber disfrutado la prosa de D√≠az Fern√°ndez, cuyo estilo es depurado y sint√©tico, a la par que imaginativo, deslumbr√°ndonos de cuando en cuando con afortunadas met√°foras y brillantes comparaciones.

El blocao conoci√≥ un √©xito inesperado en 1928, a√Īo de su publicaci√≥n; en pocos meses se tir√≥ una 2¬™ edici√≥n y se tradujo a varios idiomas europeos. Pero su autor abandon√≥ la literatura por la pol√≠tica y muri√≥ todav√≠a joven, exiliado en Toulouse, en 1942. Preserv√°ndola del olvido, el pasado a√Īo la coru√Īesa Ediciones del Viento recuper√≥ esta obra en una preciosa impresi√≥n. Les recuerdo t√≠tulo y autor: El blocao. Novela de la guerra marroqu√≠, de Jos√© D√≠az Fern√°ndez.

Javier Aspiazu

Chris Womersley, Australia en negro

Hay un tipo herido en una pensi√≥n de mala muerte. Es un joven que tiene un arma y un pu√Īado de billetes que tendr√≠a que haber repartido pero que ha decidido quedarse. No es mal comienzo para una novela negra. All√≠ tambi√©n se aloja un m√©dico al que han retirado la licencia, drogadicto y abandonado por su mujer que busca algo, no sabemos que, seguramente no lo sabe ni √©l. Vaya, parece que el reparto de personajes cumple con las expectativas. Y luego aparece un asesino, un tipo que confi√≥ en el herido, que le recomend√≥ ante sus jefes y ahora estos le exigen que recupere lo que aquel se ha llevado y, de paso, liquide a quien les traicion√≥. Y el hombre, que ya tiene una edad, tiene que ponerse en marcha para cumplir su √ļltima misi√≥n con un esp√≠ritu cansado y toda la mala leche que proporciona un trabajo a destiempo. Todo parece estar terminando para estos personajes. LIBRO.Por mal caminoEst√°n atrapados en una espiral demencial y no ven la forma de salir de ella. Y cada paso que dan parece que les sumerge m√°s en el agujero. Y as√≠ comienza su camino, una fuga alucinada por extra√Īos y solitarios caminos, ahora en coche y tras extra√Īos encuentros en tren y despu√©s en carro, abandonando la civilizaci√≥n mientras ellos mismos se van volviendo m√°s salvajes.

Por mal camino, que es un t√≠tulo que puede servir para todo, parece aqu√≠ tan ajustado a lo que se cuenta que ning√ļn otro podr√≠a representar mejor a esta novela, es un primer trabajo muy meritorio. Chris Womersley, su autor, parece haber estado haciendo mil cosas antes de dedicarse a la literatura, ya saben los habituales oficios del artista antes de serlo, pero parece haber entrado con buen pie en el universo de las letras porque ya ha escrito otros dos libros que, si son tan buenos como este, se han ganado nuestra atenci√≥n. Womersley es australiano, un pa√≠s del que no suelen llegar muchos ejemplos de novela negra y los que hemos tenido oportunidad de leer no se diferencian demasiado de los aspectos m√°s t√≥picos de la novela estadounidense de detectives y narcotraficantes, pero Por mal camino es una narraci√≥n que nos acerca a los aspectos m√°s desesperados de los que han emprendido un camino hacia la destrucci√≥n. Nuestros h√©roes no tienen claro que es lo que quieren hacer, solo salir adelante, pero el destino parece empe√Īado en ponerles obst√°culos. Tampoco estamos hablando de asesinos fr√≠os y capaces de salir de cualquier situaci√≥n de peligro por sus propios medios, sino m√°s bien de personas que han cometido un error y despu√©s son arrastrados por sus circunstancias. No se puede contar demasiado de una novela negra, as√≠ que dejar√© aqu√≠ mi recomendaci√≥n y la noticia del descubrimiento de un autor nuevo que puede darnos algunas alegr√≠as.

Félix Linares

Joxean Agirre, identidad clandestina y otros misterios

FOTO.Joxean AgirreEl escritor vasco Joxean Agirre Odriozola (Azpeitia, 1949) ha publicado en la editorial Elkar la novela Adiskide bat nuen. Aunque estudió sociología en París y dio clases durante un tiempo en una ikastola, Agirre ha dedicado la mayor parte de su vida profesional al periodismo. Ha publicado hasta el momento, con ésta, ocho novelas. Adiskide bat nuen habla sobre la suplantación de identidad y sobre la clandestinidad. Pero en la historia, que transcurre en Donostia y en Trieste, destacan también los elementos metaliterarios, el humor y cierta intriga. Pincha y disfruta con la charla.

El comictario. Retratando la frustrada revolución egipcia

¬ŅQu√© es lo que ha pasado en Egipto en los √ļltimos tres a√Īos? ¬ŅC√≥mo es posible que en apenas un mes una revoluci√≥n popular derrocara el presidente Hosni Mubarak que llevaba 30 a√Īos en el cargo? ¬ŅQu√© ocurri√≥ tras las elecciones democr√°ticas que otorgaron el poder al islamista Partido Libertad y Justicia y a su dirigente Mohamed Mursi? ¬ŅPor qu√©, tras poco m√°s de un a√Īo de mandato, la poblaci√≥n egipcia volvi√≥ a salir a la calle y a ocupar la emblem√°tica plaza Tahrir de El Cairo? Al amparo de esas protestas, recordemos, los militares, siempre en la sombra, dieron un golpe de estado que acab√≥ con el gobierno de Mursi y que ha situado a Egipto ante unas nuevas elecciones presidenciales, que se celebran el pr√≥ximo mes de mayo y a las que concurre como m√°ximo favorito el ex-mariscal Abdelhataf Al Sisi.COMIC.Cairo Blues

Para entender esta complicada cadena de acontecimientos hay que hacer algo m√°s que escuchar las noticias en los informativos. Hay que patear las calles de Egipto, sobre todo de su capital, El Cairo, y conocer lo que dice, piensa y siente la gente de la calle. Y esto es lo que ha hecho Pino Creanza, ingeniero y dibujante italiano que ha sabido resumir en poco m√°s de 90 p√°ginas todas las claves de lo que ha ocurrido estos √ļltimos a√Īos en Egipto. Su novela gr√°fica lleva por t√≠tulo Cairo Blues, y es un apasionante recorrido por los rincones m√°s conocidos y tambi√©n los m√°s ocultos de la capital egipcia. Pino Creanza nos sumerge en el ambiente de una ciudad ca√≥tica, llena de vida y que despert√≥ de 30 a√Īos de letargo en 2011, con la revuelta popular que derroc√≥ a Mubarak. Nos acerca las voces de estudiantes, mujeres, blogueros y activistas pro-derechos humanos que primero hablan con esperanza del futuro y luego chocan con la cruda realidad y la torpeza de un gobierno islamista. Son episodios breves pero intensos, relatos de lo que ocurre a cada momento y que terminan con las protestas que precedieron al golpe de estado contra Mohamed Mursi.

Queda por ver lo que ocurrir√° en las elecciones, y si otra vez un ex-militar ser√° el presidente. Seguro que Pino Creanza lo est√° dibujando y nos lo contar√°, pero el mensaje que nos deja es que la sociedad egipcia ha despertado definitivamente y ya nada volver√° a ser como antes.

Cairo Blues, una excelente novela gr√°fica publicada en castellano por Ediciones del Oriente y del Mediterr√°neo, que inaugura con este t√≠tulo su nuevo sello, Azulejos, dedicado al c√≥mic. Bienvenidos, compa√Īeros.

I√Īaki Calvo

Erretratoak. Luis

Luis. ‚ÄúEz dut drogarik hartzen‚ÄĚ diotso alboan duen ezezagunari. Ezezaguna txundituta dago. Marihuana zigarroa egiten ari da eta whisky bat dauka mahai gainean. Bere berba egiteko erak ere drogatuta dagoela adierazten du, eta begiak joanak ditu.

‚ÄúEta hori!?‚ÄĚ, esan dio ezezagunak marihuana-zigarroa eta alkoholdun edaria seinalatuz.

Luisek ez du lotsarik edo kontzientzia kargurik. Aspaldiko urteotan drogatu barik egon dela esan dio, baina gaur lagunaren urtebetetzea dela. Ospakizun kontua da, beraz. Luisek alboan duen emakumea atsegin du, baina alboko emakumeak gero eta argiago du ez duela ikusten, eta ez dakiela zer esaten duen ere ez.

‚ÄúLehenengoz zatoz?‚ÄĚ, galdetu dio Luisek ezezagunari.

Ezezagunak egia esan zezakeen, sarri datorrela esan ziezaiokeen, baina Luis beste galaxia batean dago. Une honetan Martiztarra dela esan liezaioke eta Luisek irribarre egingo lioke.

‚ÄúBai – erantzun dio ezezagunak- kasualitatez aurkitu dut lekua‚ÄĚ.

Luisek berba eta berba egiten du. Marihuana-zigarroa eskaini dio, nikotina zigarroa, eta erosi berri duen kotxetzarraren giltzak erakutsi dizkio.

Ezezagunak barre egin du. Dagoen horretan, ziurrenen, ez luke emakumearen hanka eta kotxeko palanka artean zein den haragizko asmatuko.

‚ÄúBazoaz?‚ÄĚ, esan dio Luisek.

‚ÄúBai‚ÄĚ- erantzun dio ezezagunak- ‚ÄúMartitzera itzuli behar dut‚ÄĚ.

Eta Luisek irribarre egin dio.

Goizalde Landabaso

Christopher R. Beha, buscando a Sophie Wilder

‚ÄúUno de los dos se paraba a charlar y el otro esperaba, y as√≠ dejamos de ser dos personas que se hab√≠an encontrado por casualidad al salir de clase y nos convertimos en dos personas que iban juntas a alguna parte. Si pudiera ser ahora una sola cosa, ser√≠a esa: alguien que va a alguna parte con Sophie Wilder“. Esto es lo que piensa Charlie Blakeman,¬† el narrador de esta historia, cuando se reencuentra diez a√Īos despu√©s con quien fuera su novia de juventud: Sophie Wilder. Ha pasado el tiempo desde la √©poca en la que discut√≠an de literatura en las aulas de una Universidad de New Jersey. Cuando vuelven a coincidir Charlie vive en Nueva York en un apartamento que comparte con su primo. Ha publicado una novela que ha pasado inadvertida y pierde el tiempo en las fiestas que acostumbran a dar en ese apartamento bohemio. En una de esas veladas, Sophie regresa a su vida y cuando vuelva a desaparecer, Charlie se preguntar√° qu√© fue de su vidaLIBRO.Qu√© fue de Sophie Wilder. As√≠, alternando la narraci√≥n subjetiva en primera persona con cap√≠tulos en los que el narrador es una tercera persona nos adentraremos en las vidas de estos personajes, en sus entornos familiares, en qu√© ha hecho mientras han estado separados. As√≠, sabremos c√≥mo conoci√≥ Sophie al hombre que se convertir√≠a en su marido y qu√© sucedi√≥ en su¬† fallido matrimonio. Accederemos tambi√©n a la √©poca que Sophie pas√≥ cuidando de su suegro moribundo y de c√≥mo se convirti√≥ en una mujer creyente.¬† Por otro lado, tendremos informaci√≥n y detalle sobre¬† c√≥mo comenz√≥ la carrera literaria de Charlie, sobre el mundillo editorial neoyorquino, sobre c√≥mo siente que se le escapa el sue√Īo de ser un autor reconocido y sobre sus a√Īoranzas. ‚ÄúTe he echado de menos‚ÄĚ, le dice Charlie al reecontrarla. Y piensa que fue rid√≠culo decir algo as√≠ despu√©s de tantos a√Īos. Pero confiesa que estaba diciendo la verdad y que la echaba m√°s de menos en ese preciso momento en el que la ten√≠a justo delante de √©l.

Qu√© fue de Sophie Wilder es una novela tremendamente literaria.¬† Los personajes est√°n construidos de manera tan certera que resultan conmovedores y la narraci√≥n es profunda, verdadera. El amor, la amistad, la fe, el paso del tiempo, la literatura y el destino son temas capitales en esta novela, la primera y √ļnica por el momento firmada Christopher R. Beha. Este escritor y periodista es colaborador habitual de Harper¬īs Magazine y ha publicado art√≠culos en medios como el New York Times. En 2010 public√≥ un delicioso libro de memorias y en julio aparecer√° su segunda novela. En cualquier caso, Qu√© fue de Sophie Wilder es una √≥pera prima brillante, una gran muestra de la solvencia de la narrativa norteamericana contempor√°nea.

Txani Rodríguez

La segunda entrega de novedades de abril de 2014

LIBRO.Días de NevadaBERNARDO ATXAGA

Días de Nevada        (ALFAGUARA)    405 páginas

Aqu√≠ est√° en castellano Nevadako egunak, el √ļltimo libro de Bernardo Atxaga (Asteasu, 1951). El autor de Etiopia, Obabakoak, Dos hermanos, Esos cielos √≥ El hijo del acordeonista recrea la estancia de casi un a√Īo con su familia en Estados Unidos, en el estado de Nevada. Pero que nadie espere encontrar una cr√≥nica al uso, un dietario repleto de acontecimientos cotidianos, porque el libro es mucho m√°s. Es un relato de lo vivido, de la impresi√≥n que un pa√≠s diferente, con importante huella vasca, dej√≥ en los viajeros, pero tambi√©n un compendio de historias, de relatos relatos y ficticios, de rememoraciones de la Euskadi dejada atr√°s. Un libro h√≠brido, hermoso, profundo, repleto de conexiones vitales.

DAVID VANNLIBRO.Goat Mountain

Goat Mountain         (RANDOM HOUSE)    219 páginas

Hace unos a√Īos un relato estremecedor, Sukkvan Island, nos descubri√≥ la literatura descarnada, limpia y poderosa del estadounidense David Vann (Adak, 1966). Una literatura marcada por la peque√Īez del hombre enfrentado a la grandeza de la naturaleza salvaje (el autor naci√≥ en Alaska). Despu√©s llegaron Caribou Island y Tierra. Tiene adem√°s un relato autobiogr√°fico, muy premiado, que no ha sido traducido entre nosotros. En Goat Mountain nos traslada a la California de 1978. Un terrible accidente de caza, que tiene como protagonista a un ni√Īo de once a√Īos, cambiar√° la historia de una familia para siempre. Impulsos primitivos, lazos de sangre atribulados, el fado cruel… Poderoso.

LIBRO.Es un decirJENN D√ćAZ

Es un decir               (LUMEN)          162 páginas

Mujer sin hijo             (JDB)             168 páginas

Hace dos a√Īos nos hac√≠amos eco de la aparici√≥n de un talento literario natural asombroso, el de la catalana Jenn D√≠az (Barcelona, 1988). Con tan solo 24 a√Īos publicaba dos libros que nos dejaron con la boca abierta: en 2011 Belfondo y en 2012 El duelo y la fiesta. Dos novelas corales que demostraban una gran madurez personal y creativa. Dos a√Īos despu√©s nos obsequia con dos nuevos libros Mujer sin hijo publicado a finales del a√Īo pasado y Es un decir, un libro reci√©n editado. La primera novela es una distop√≠a en la que las instituciones presionan a las mujeres para que tengan hijos. La segunda cuenta la historia de Mariela a la que matan al padre en una sociedad en guerra mientras sopla las velas de su tarta de cumplea√Īos. Nos ha abierto el apetito.

CHARLES CUMMINGLIBRO.El sexto hombre

El sexto hombre         (RBA)     421 páginas

Al escoc√©s Charles Cumming (Ayr, 1971) se le conoce en todo el Reino Unido por sus novelas de espionaje. Experiencia sobre el tema tiene porque estuvo trabajando, brevemente, para el servicio de inteligencia brit√°nico, el MI6. Ninguna de sus novelas hab√≠a sido traducida, hasta ahora. El sexto hombre nos traslada a la Guerra Fr√≠a, al momento en el que se descubri√≥ a los ‚Äúcinco de Cambridge‚ÄĚ, un grupo de j√≥venes arist√≥cratas que estudiaban en el Trinity College y fueron reclutados como esp√≠as por la Uni√≥n Sovi√©tica. A√Īos despu√©s una periodista investiga la posibilidad de que hubiera en el grupo un sexto hombre. Para ello recaba la ayuda de un acad√©mico con problemas econ√≥micos. Adictiva.

LIBRO.El √ļltimo baile de CharlotFABIO STASSI

El √ļltimo baile de Charlot¬†¬†¬†¬†¬† (TUSQUETS)¬†¬†¬†¬† 270 p√°ginas

Una novela basad en la vida del genial Charles Chaplin y que comienza cuando a un Chaplin la octogenaria le visita en Nochebuena la Muerte para llev√°rselo. Pero √©l intenta convencerla de que le d√© m√°s tiempo para poder ver crecer a su hijo peque√Īo. Llegan a un acuerdo, si Chaplin hace re√≠r a la Vieja Dama, ella le conceder√° un a√Īo m√°s de vida. El gran actor y director para lograrlo comienza a contar su vida, su verdadera vida, en una larga carta dirigida a ese hijo amado. La infancia humilde en Gran Breta√Īa, su trabajo en el circo y el teatro, sus primeros √©xitos, su viaje a Estados Unidos, la creaci√≥n de Charlot y el boom planetario. Una historia repleta de verdades, secretos y mentiras. El relato de un bibliotecario italiano amante del cine y de los libros.

El concurso del 19 de abril de 2014

¬ŅQuieres conseguir libros gratis? Lo tienes muy f√°cil. Escucha el enigma que plantea Txani Rodr√≠guez cada semana, descubre el nombre de un autor y el de su libro, y env√≠anos la respuesta a nuestra direcci√≥n. La digital es pompas@eitb.com y la postal ‚ÄúPompas de Papel. Radio Euskadi. Capuchinos de Basurtu 2, Bilbao-48013‚ÄĚ. Entre todas las respuestas acertadas sortearemos lotes de libros para tres oyentes. Esta semana el libro buscado y encontrado era Un pez gordo del escritor estadounidense Daniel Wallace. Los ganadores de los libros han sido Patricia Mill√°n, Lurdes Sudupe y Pablo Comino. Ya tenemos un nuevo concurso en marcha. Pincha y suerte.

La realidad, un espejismo literario

FOTO.EspejismosCon retraso, pero aqu√≠ est√° el programa que emitimos el 19 de abril. Ese d√≠a hablamos mucho de literatura basada en la realidad, realidad que se transforma en materia de ensue√Īo, m√°s real que la propia realidad de la que surge. Ese d√≠a en Pompas de Papel adem√°s charlamos con el periodista y escritor guipuzcoano Joxean Agirre de su nueva novela, Adiskide bat nuen, una historia sobre la clandestinidad y las suplantaciones de identidad. Comentamos dos libros: Qu√© fue de Sophie Wilder del estadounidense Cristopher Beha¬† y Por mal camino del australiano Chris Womersley. Tambi√©n comentamos una rareza perdida El blocao, del espa√Īol Jos√© D√≠az Fern√°ndez. Y como siempre tuvimos nuestros habituales espacios de novedades, creaci√≥n y de participaci√≥n de los oyentes.

Sábados a las tres de la tarde y domingos a las doce de la noche, Pompas de Papel, el club de los libros en Radio Euskadi.   Pincha, escucha y disfruta.