Archivo por meses: septiembre 2006

Cabello de ángel

Se parte la calabaza en trozos, de manera que entre en el recipiente donde se cocerá. Las pipas se pueden quitar antes o después de cocida la calabaza. Se pone a cocer sin quitar la corteza, durante diez minutos en olla a presión o treinta minutos en una cazuela.

Una vez cocida se saca del recipiente y se deja enfriar.

Cuando esté fría se va quitando la pulpa arrastrándola con un tenedor y se tira la corteza. Se echa todo en una cazuela y se revuelve con el azúcar. Por cada kilo de calabaza se echa medio kilo de azúcar. Se cuece durante veinte minutos. Mientras que se está cociendo hay que estar revolviéndolo constantemente para que no se pegue.

Cuando se ha enfriado se mete en botes de cristal y se cierran.

Una vez cerrados los botes se ponen a cocer al baño María durante otros veinte minutos.

  • 1 calabaza (de las que son para ello, verdes y blancas por fuera)
  • Azúcar

Rabo al Rioja Alavesa

En la olla a presión con dos cucharadas de aceite se ponen a pochar todas las verduras, troceadas y limpias (el pimiento rojo seco tiene que estar previamente en remojo). Se le añade sal.

Cuando esté casi pochado se le agrega un vaso de agua y se deja que termine de cocer.

Por otro lado, se salpimentan los trozos de rabo pasados por harina y se fríen (que doren bien). Se reservan.

Terminado el pochado se tritura con la batidora en la misma olla. Se meten los trozos de rabo y se riegan con el vino.

Se cierra la olla y se deja hacer durante treinta minutos desde que coja la máxima presión.

Para acompañar, unas patatas pequeñas cocidas, con un poco de aceite cruda por encima.

  • 1 rabo de ternera grande
  • ½ cebolla
  • 1 tomate maduro
  • 1 pimiento verde
  • 1 pimiento rojo seco
  • 2 dientes de ajo
  • ½ l. de vino tinto
  • Sal, aceite, pimienta y harina

Puré de patatas con hongos

Se limpian los hongos y se filetean.

En una cazuela se pone el aceite a calentar a fuego muy lento, se añaden los hongos y se dejan hacer durante cuarenta minutos. Se le echa sal. Se cocinarán a fuego muy lento porque se tienen que confitar.

Por otro lado, se pelan las patatas y se trocean en cachos grandes; se ponen a cocer con la media cebolla y sal.

Cuando las patatas estén cocidas se escurre casi toda el agua. Se les agrega la mitad del aceite de los hongos (el resto se reserva para otro plato) y se tritura bien hasta obtener un puré denso y brillante.

Se presenta el plato con el puré y encima los hongos confitados.

  • 300 g. de hongos
  • 3 patatas
  • ½ cebolla
  • 1 vaso de aceite de oliva
  • Sal

Bacalao con puré de pimientos y ajos

En un cazo se ponen dos cucharadas de aceite y se fríe un poco la cebolla. A continuación se agregan los pimientos troceados. Se echa un poco de sal, se sofríe y se riega con un vaso de agua. Se deja cocer durante quince minutos a fuego lento.

Se tritura y se pasa por el chino.

Por otro lado se ponen a cocer durante diez minutos los dientes de ajo pelados. Transcurrido ese tiempo se escurren, se añade una tacita de leche y dos cucharadas de aceite, se tritura y se echa sal.

Ya están preparados los dos purés.

Por último se echa sal al bacalao, se pasa por harina y se fríe. Que dore la harina, que no quede muy hecho.

Se sirve en el plato un lomo de bacalao y por encima un poco de puré de pimientos y ajos.

  • 800 g. de bacalao fresco en lomos
  • 2 pimientos rojos morrones
  • 1/2 cebolla
  • 2 cabezas de ajo
  • 1 tacita de leche
  • Aceite, sal y harina

Alubias pintas de Álava

Después de tener las alubias a remojo durante doce horas se ponen en la olla a presión, cubiertas con tres dedos de agua por encima; se les añade media cebolla, el tomate, el puerro y sal. Se deja cocer durante veinte minutos a fuego lento, después de que coja la máxima presión.

Mientras, se hace un refrito con el pimiento verde, el resto de la cebolla, el ajo y dos cucharadas de aceite.

Se abre la olla, se quitan el tomate, la cebolla y el puerro y se le agrega el refrito. Se pone a fuego lento durante unos cinco minutos, removiendo la olla de vez en cuando para que engorde el caldo.

Si se quiere se pueden añadir las verduras cocidas, pasadas por el pasapurés o batidora.

  • 500 g. de alubia pinta alavesa
  • 1 cebolla grande
  • 1 pimiento verde
  • 1 diente de ajo
  • 1 puerro
  • 1 tomate maduro
  • Sal y aceite

Solomillo de cerdo

De víspera, a poder ser, se unta bien el solomillo con el pimentón. Para que quede todo homogéneo se moja el solomillo con unas gotas de agua. Se espolvorea un poco de pimienta blanca y se deja en la nevera durante 24 horas.

Se pican bien los ajos.

Se hacen unos tacos de patata y se fríen.

A la hora de hacer el solomillo, primero se pone al horno a 180º (diez minutos por lo menos), luego se corta el solomillo en cuatro cachos y se le da un dorado en la sartén a fuego vivo. Se retira y se pone en una fuente de horno, junto con las patatas y los tomates cortados por la mitad, a los que se les echará el pan rallado y el ajo picado. Se echa la sal a los trozos de solomillo y se mete al horno durante seis minutos.

Un vaso de vino dulce se reduce a la mitad y se añade al solomillo a los tres minutos de estar al horno.

  • 1 solomillo de cerdo
  • 1 cucharada de pimentón dulce
  • 2 dientes de ajo
  • 2 tomates pequeños
  • 2 patatas
  • Sal
  • Pimienta blanca
  • Pan rallado
  • Aceite
  • Vino dulce (blanco o tinto)

Mejillones estilo Carmina

En un cazo se pone a derretir la mantequilla a fuego lento. Se añade la cebolla, el puerro y el ajo, todo muy picado. Se deja freír durante cuatro minutos (no se tiene que pochar) y se reserva.

Se lavan los mejillones y se les quitan las barbas. Se ponen en una cazuela con un dedo de agua al fuego y se deja que se abran al vapor. Hecho esto se cuela el caldo y se disponen los mejillones en una fuente, retirándoles una de sus conchas.

Se vuelve a poner el refrito en el fuego añadiéndole la cucharadita de harina, se remueve bien y se le echa una pizca de nuez moscada y sal. Se riega con el caldo de los mejillones, poco a poco(que quede una salsa espesa).

Se termina napando los mejillones con la salsa.

  • 1 y ½ kg. de mejillones
  • 1 cucharada de mantequilla
  • ½ cebolla
  • 1 puerro
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharadita de harina
  • 1 pizca de nuez moscada
  • Sal

Crema de ave

En la olla a presión se pone una cucharada de aceite y los dientes de ajo fileteados.Cuando empiecen a dorar se echan los restos de pollo troceado y se fríen bien.

Una vez frito se riega con tres vasos de agua. Se cierra la olla y se deja hacer durante veinte minutos desde que marque la máxima presión.
Mientras, se pelan las patatas, se limpia la cebolla y se le quita la piel al calabacín. Se trocea todo.

En una cazuela se ponen dos cucharadas de aceite a calentar y se rehoga todo.

Una vez rehogado se añade el caldo colado que se ha hecho con el pollo y se deja cocer durante veinte minutos. (Se echa sal). Se tritura y se pasa por el chino.

Se comprueba el punto de sal y se sirve en plato con un poco de perejil por encima.

  • 1 esqueleto de pollo, 1 cuello y las puntas de las alas
  • 1 cebolla
  • ½ calabacín
  • 2 patatas
  • 2 dientes de ajo
  • 2 dientes
  • 3 cucharadas de aceite
  • Sal y perejil

Arroz con carne y jamón

En una paellera se ponen cuatro cucharadas de aceite. Se agrega la cebolla y el ajo finamente picados y se deja pochar lentamente.

Cuando la cebolla esté blanda se le añade la carne picada. Se fríe desmenuzándola con un tenedor. En el momento que esté frita se echa el arroz y se remueve bien, para que se mezcle bien con la carne. Se espolvorea un poco de sal y se riega con ¾ l. de agua (si es caldo de carne mejor). Se deja hacer durante veinte minutos a fuego lento. A media cocción se le añaden los piquillos cortados en trocitos.

Por último, cuando se retira el arroz del fuego se espolvorean los taquitos de jamón por encima. Se tapa con un paño y se deja reposar unos minutos.

  • 250 g. de arroz
  • 200 g. de carne picada
  • 100 g. de jamón en taquitos
  • 1 cebolla
  • 3 pimientos rojos en conserva (piquillos)
  • 1 diente de ajo
  • Aceite y sal