By

Empanadones de calabaza

Print Friendly

DSC_0209_phixr

Los empanadones de calabaza son un dulce típico de la repostería aragonesa, junto con los sequillos, farinosos y otras muchas delicias. Esta receta, concretamente, viene directamente de Binéfar, población situada al este de la provincia de Huesca. En cada pueblo o comarca aragonesa se elaboran los empanadones de forma diferente, con pequeñas variaciones en sus recetas, dependiendo del lugar donde se preparen.

Esta receta de empanadón, en concreto, se elabora a partir de una masa de pan azucarada, resultando una masa húmeda que contrasta maravillosamente con el relleno de calabaza. El toque de canela y anís aporta a la masa un perfume y aroma delicioso.  Esta receta es ideal para hacerla en esta época del año (principios de otoño), donde las calabazas están en  pleno esplendor.

DSC_0239_phixr

EMPANADONES DE CALABAZA

 

INGREDIENTES: (para 4 unidades)

 

PARA LA MASA:

· 1 kg. Aprox. de harina común

· 170 gr. de aceite templado

· 170 gr. de leche

· 170 gr. de azúcar

· 250 gr. de agua hervida con 35 gr. de anís.

· 25 gr. de levadura fresca de panadero

· 1 chorretón de anís

· colorante de paellas (opcional)

PARA EL RELLENO:

· 2 kg de calabaza rallada

· azúcar para espolvorear

· canela en polvo.

DSC_0298_phixr

ELABORACIÓN:

En primer lugar, prepararemos la masa de los empanadones, para ello, calentamos en un cazo el aceite hasta que esté templado. Aparte, hervimos el agua con el anís y dejamos templar.

Mezclamos todos los ingredientes líquidos con una batidora de varillas hasta que estén todos bien homogéneos. Es decir, mezclamos el aceite, el agua anisada, la leche, el chorretón de anís y también añadimos el azúcar.

Deshacemos la levadura de panadero en la harina, frotando la levadura con la harina como si fuesen migajas y para que quede bien distribuida por la harina.

Ahora, se va incorporando la harina a la mezcla líquida, primero con las varillas y cuando ya no se pueda continuar, utilizando las manos. Amasamos hasta lograr una masa elástica, uniforme y brillante.

*** No echamos toda la harina de golpe, dejamos un poco en reserva y la vamos añadiendo poco a poco. Depende de la harina utilizada, unas veces necesitaremos un poco más y otras un poco menos ya que cada una absorbe diferente cantidad de líquido. Incorporamos la harina hasta que veamos que ya tenemos el punto en la masa.

Una vez que tenemos la masa en su punto, la dejamos reposar en un recipiente amplio, bien resguardada de corrientes de aire, tapada con un paño de cocina y mejor todavía si la ponemos cerca de una fuente de calor.

Tenemos la masa levando unas 2 horas aproximadamente hasta que haya aumentado su tamaño al doble.

Aprovechamos ese tiempo para preparar el relleno. Se rallan 2 kg de calabaza (medio kg para cada una). Se puede hacer con una mandolina, dejando lascas muy finas, como para tortilla; Yo, la he rallado como si fuera zanahoria rallada. Se coloca en un bol y añade azúcar para que macere. Se deja todo el tiempo macerando y al final, se escurre concienzudamente (ya que suelta mucho líquido) para que no nos moje demasiado la masa.

Una vez que la masa ha doblado el tamaño, la sacamos del recipiente con cuidado y la desgasificamos con suavidad, dividimos en 4 trozos (unos 500 gr. aprox, cada una). Formamos unas bolas, las tapamos de nuevo con un paño de cocina y dejamos reposar unos minutos (para que pierdan la elasticidad del desgasificado).

Seguidamente, tomamos una pieza y procedemos a darle forma, para ello, con un rodillo de cocina damos forma de circunferencia a la masa, con un diámetro aproximado de 25 cm. Rellenamos media circunferencia con la calabaza, teniendo la precaución de no llegar hasta el borde, para poder hacer bien el cierre. Espolvoreamos azúcar y canela por encima de la calabaza y cerramos con la mitad que tenemos sin rellenar, formando una especie de empanadilla gigante. Sellamos bien la empanada para que no se salga el relleno y colocamos en la bandeja del horno.

DSC_0199_phixr

Pincelamos la superficie de la empanada con aceite de oliva virgen y espolvoreamos azúcar encima. Se le hacen unos orificios en la superficie para que no se infle al cocerla en el horno y se mete al horno.

HORNEADO:

He horneado los 4 empanadones a la vez, para ello, he utilizado las dos bandejas del horno, colocando 2 empanadones en cada una.

En mi caso, he precalentado el horno a 200º con calor arriba-abajo-turbo durante 15 minutos, he metido las bandejas y he bajado la temperatura a 160º con calor abajo.turbo.

Las he tenido 45/50 minutos, teniendo la precaución de cambiar las bandejas de posición a media cocción. Se sacan cuando veamos que han tomado un tono dorado.

*** En total, he utilizado unos 600 gr. de azúcar, o sea, para la masa, la maceración, la mezcla con la calabaza y la superficie. Me parece una cantidad suficiente, si te gusta más dulce, puedes añadir más, pero a mí me parece que queda bien así.

*** Recuerda que las masas con relleno húmedo son más crujientes el mismo día de su elaboración y luego se suelen reblandecer. Conservan su delicioso sabor, pero varía su textura.

*** El aspecto del relleno de calabaza puede ser más o menos anaranajado o caramelizado, y asemejarse más o menos al cabello de angel dependiendo de la receta de empanadón que se use.

DSC_0279_phixr

Te puede interesar...

Pan dulce de calabaza en panificadora El día 24 de Noviembre se celebra en todo Estados Unidos el día de Acción de Gracias (Thanksgiving...
Tarta de calabaza (Pumpkin pie) Las preparaciones con calabaza son una de mis debilidades, me encanta utilizarla en versión dulce...
Mermelada de calabaza Esta es una receta de mermelada de calabaza con especias que viene de maravilla en la temporada de la...
Cookies de calabaza, avena y chocolate Estas galletas cookies son especialmente aptas para personas que quieren cuidarse (son saludables),...

16 Responses to Empanadones de calabaza

  1. clemenvilla says:

    Veo que estamos muy “calabaceras”, será la época, por otro lado a mi la calabaza me encanta. No conocía esta receta y me parece muy interesante, el aspecto desde luego que es tentador con ese color tan bonito que tiene el relleno. Tendré que probarlas!!!
    Un besito

  2. silvia says:

    Se pueden ver en la blogosfera una cantidad de recetas riquísimas con calabaza que no sabes por donde empezar. Esta tiene una pinta increible!!!Bss

  3. Bego says:

    Tienen una pinta deliciosa, creo que no podemos resistir la tentación de probarlas…
    nos llevamos la receta!!!

  4. Rosaleda says:

    Se ve una masa realmente deliciosa.

    Besos y buena semana.

  5. jose manuel says:

    Que maravilla de receta, esta me la llevo pero ya.

    Saludos

  6. joaquina says:

    Que bueno leer Binefar en tu entrada!! yo soy de Almacelles, a menos de 20 kilometros de esa localidad Aragonesa. Y por supuesto que conozco los “panadons” de calabaza… En otra localidad cercana, tambien aragonesa, Tamarite de Litera, los hacen también muuuuuuy ricos. Te quedó una masa y un relleno muy rico. Me llevo la receta y te cuento.. Besos.

  7. irmina says:

    Ese corte, qué tentador con la calabaza. Muy rico seguro.
    Qué juego da la calabaza.
    Un beso.

  8. Anna says:

    Una delicia de empañada!! y ahora que es temporada es el momento de hacer recetas tan ricas como esta con calabaza. Besos

  9. Paula says:

    manda güe… que soy aragonesa y no tenía ni idea de lo que nos has contado, gracias por ilustrarme 😉

    Salu2, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.cultura-libre.net

  10. No conocía esta receta típica, me encanta descubrir tradiciones, seguro que tiene que estar riquísima…un beso

  11. Maria Pilar says:

    Te ha quedado buenísimo, yo los he comido y son deliciosos.

  12. tania jimenez says:

    Uyyy qué buenos se ven!!! y la receta super bien explicada y excelentes iimágenes!…comparto página que les gustará a ustedes que tanto disfrutan cocinar http://www.facebook.com/MoulinexMexico

  13. Mira que por aquí utilizamos la calabaza mucho pero estos empanadones no los conocía, pero vamos me quedo con la receta y así los probaré.
    Besos

  14. Marus says:

    No los conocía pero me encantan. ¡Muy ricos!
    Buen día

  15. Cristina says:

    Vaya pintaza Onega!!! Pero bueno, a ver que es lo que preparas tú que no la tiene… Riquísimas se ven ehh, así que yo tomo nota que esto no me lo pierdo.
    Bicos guapa!!!

  16. Ester says:

    Y los que son buenísimos, no sé si son originarios de aquí de las tierras de Lleida o no, son los que se venden por aquí así salados de espinacas, piñones y pasas…ooooh un placer para el paladar, y me acabo de zampar uno para desayunar. Los de calabaza también estan de muerrrte !!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *