By

Pan dulce en panificadora

pan-dulce-en-panificadora-4.PG

Viendo la facilidad con que se hace este pan, es difícil entender cómo todavía hay gente que  sale de casa sin desayunar. Si teneis panificadora, ésta es una receta sencilla, sin grandes ingredientes, que nos da un pan dulce supertierno, ideal para tostar y untar con mantequilla y una buena mermelada. En esta ocasión, la mermelada ecológica de naranja es regalo de una buena amiga del sur,  que nos ha hecho disfrutar  de unos desayunos de lujo con esta mermelada durante unos cuantos días.

PAN DULCE EN PANIFICADORA

 

INGREDIENTES:

· 425 gr. de harina panificable (de fuerza)

· 200 ml. de nata ligera de cocina 18% m.g.

· 20 gr. de levadura fresca de panadero

· 70 gr. de azúcar

· 2 huevos

· pizca de sal

· 1 cucharadita de extracto de vainilla

pan-dulce-en-panificadora pan-dulce-en-panificadora-6.PG

 

 

 

 

 

ELABORACIÓN:

En la cubeta de la panificadora pondremos por este orden los siguientes ingredientes: en primer lugar, echamos la nata líquida, encima los huevos, el azúcar y el extracto de vainilla. Encima ponemos toda la harina tamizada, sobre la harina colocamos la pizca de sal y la levadura fresca de panadero desmenuzada.

pan-dulce-en-panificadora-5.PG

Programamos en la panificadora el programa de “pan normal” (en mi caso, la panificadora que tengo es de la marca Bifinett y corresponde con el programa nº 1, el tiempo total son 3:30). Lo ponemos en el grado de tostado más suave – de los tres que tiene: en el primero-. Y en cuanto al tamaño del pan , lo ponemos en el nivel  II, es decir, 950-1250 gr.

Dejamos actuar a la máquina hasta que termina y nos avisa con unos pitidos.

pan-dulce-en-panificadora-3.PG

Sacamos la cubeta de la panificadora con el pan. Esperamos unos 3 minutos y desmoldamos, en caso de que se queden las palas dentro del pan, las sacamos con el gancho que viene en la panificadora. Dejamos enfriar el pan sobre una rejilla y cuando esté frío, cubrimos con un paño de cocina para protejerlo del aire y que se nos mantenga tierno durante más tiempo.

pan-dulce-en-panificadora-2.PG

By

Crema de almendra

648

Esta crema nos sirve como relleno de  muchas preparaciones, por ejemplo para rellenar tartas de manzana, pastelitos de masa quebrada, tartas de masa levada…

Es una crema comodín que conviene no perderla de vista porque al ser tan versátil, nos sirve en infinidad de ocasiones. Yo la he aplicado, por ejemplo, en una tarta de manzana con crema de almendra y compota que ha quedado muy rica.

La receta es de Richard Bertinet, de su libro “Panes”.

CREMA DE ALMENDRA

 

INGREDIENTES:

· 125 gr. de mantequilla

· 125 gr. de azúcar

· 125 gr. de almendra molida

· 25 gr. de harina

· 2 huevos

· 2 cucharadas de ron o licor al gusto (opcional)

ELABORACIÓN:

Para elaborar la crema de almendra, primeramente batiremos la mantequilla a punto pomada con unas varillas eléctricas o robot similar (Kitchen Aid), añadimos el azúcar y continuamos batiendo hasta amalgamar bien ambos ingredientes, hasta que logremos una crema esponjosa y homogénea. Añadimos la almendra molida y mezclamos bien. Se añade la harina y se integra también en la masa. Se añaden los huevos (a temperatura ambiente) de uno en uno, no incorporando el siguiente hasta que el primero esté totalmente integrado en la masa., por último, se añaden las cucharadas de ron o licor elegido (en el caso de que vayamos a usarlo).

Ya está lista para ser usada o bien se puede guardar hasta 1 semana bien cerrada en un recipiente hermético en la nevera.

By

Galletas cookies de cacao y avena

DSC_0690_phixr

Estas cookies están muy ricas, una opción diferente para saborear una dulce galleta  llena de sabor. Combina cacao y hojuelas de avena de forma muy acertada;

Sorprende que no lleva nada de harina, pero con la avena es suficiente para que nos quede una galleta crujiente y con cuerpo.

COOKIES DE AVENA Y CACAO

INGREDIENTES:

· 285 gr. de avena en hojuelas ( 3 tazas)

· 200 gr. de mantequilla o margarina (1 taza)

· 220 gr. de azúcar morena (1 taza)

· 128 gr. de azúcar granulada (1/2 taza)

· 2 huevos

· 1 cucharadita de vainilla

· 30 gr. de cacao puro ( 1/3 de taza)

· 1 cucharadita de levadura tipo royal

· ½ cucharadita de sal (opcional)

· 1 puñado de pasas (opcional)

DSC_0703_phixr(1)

ELABORACIÓN:

Batir la mantequilla y el azúcar hasta lograr una crema esponjosa (mejor utilizar un robot de cocina, tipo Kitchen Aid o similar). Seguidamente, añadir los huevos de uno en uno, no incorporar el siguiente hasta que el anterior esté perfectamente integrado en la masa, añadir la vainilla y batir bien.

Agregamos el cacao, la levadura y la sal (si la ponemos) y mezclamos bien. Por último, echamos las pasas ( en caso de que las utilicemos) y la avena en copos o hojuelas y removemos bien hasta lograr una masa homogénea.

Metemos la masa resultante en la nevera durante 1 hora aproximadamente para que se endurezca un poco.

Formamos bolitas del tamaño de una nuez y las colocamos sobre la bandeja del horno que habremos forrado con papel de hornear o silpat.

Horneamos durante 10/12 minutos o hasta que las galletas estén casi listas ( no sobre hornear para que no nos queden duras) , es conveniente sacarlas cuando estén tiernas todavía, luego, cuando se enfrían acaban de endurecerse.

Una vez fuera del horno, dejarlas reposar en la propia bandeja un par de minutos y después, colocarlas sobre rejillas para que terminen de enfriarse.

***Quedan unas cookies con una textura suave y crujiente a la vez.

***Para que queden algo abultadas, hornear con forma de bola, ya que en el horno, con el calor se expanden bastante.

***Dejar suficiente espacio entre las galletas ya que si no, se pegarán en el horno.

***Receta tomada del paquete de copos de avena “Quaker”

DSC_0683_phixr

By

Strudel de manzana

_DSC0659_phixr

El Apfelstrudel o strudel de manzana es un postre típico tradicional de la cocina austriaca y del sur de Alemania, cuyos orígenes podrían remontarse a antiguas recetas de las cocinas bizantina, armenia o turca.

Con un poco de pericia y práctica llegarás a elaborar, en un momentito, una masa estupenda  para hacer el strudel, y tendrás un postre ligero, sabroso y elegante.

STRUDEL DE MANZANA

 

INGREDIENTES:

MASA:

· 300 gr. de harina

· 1 yema de huevo

· 40 ml. de aceite de girasol

· 10 gr. de sal

· de 120 ml. a 150 ml. de agua

RELLENO:

· pan rallado

· 4 manzanas reineta o golden

· 50 gr. de azúcar mezcladas con 2 cucharaditas de canela.

· 50 gr. de almendra fileteada (opcional)

· 1 puñado de pasas de corinto

 

PARA LA CUBIERTA:

· mantequilla derretida

· azúcar glas

_DSC0664_phixr

ELABORACIÓN:

Para formar la MASA, tamizar la harina en un cuenco, a continuación agregar el agua y la sal, añadir la yema de huevo a la mezcla de agua y harina. Seguidamente, verter el aceite por encima. Formar una masa homogénea, , mezclando bien a mano o todavía mejor con un gancho amasador en un robot de cocina tipo Kitchen Aid.

Una vez que tengamos la masa, sacarla a la encimera (espolvoreada con un poco de harina) y continuar amasando con las manos hasta que tenga un aspecto homogéneo, nos quede una masa lisa y elástica.

Formar una bola con la masa, envolverla con un film transparente y dejar la reposar a temperatura ambiente durante 30 minutos.

_DSC0599_phixr_DSC0604_phixr_DSC0611_phixr

Pasado ese tiempo, extender la masa tan fina como nos sea posible sobre un paño de cocina espolvoreado de harina. Cubrir la lámina de masa con un paño y dejarla reposar 5 minutos más. Transcurrido ese tiempo, extender la masa por todos lados con el dorso de las manos enharinad, trabajando desde el centro de la masa hacia fuera.

La masa está suficientemente extendida si puede leerse una receta a través de ella. Recortar los bordes gruesos de la masa y proceder a rellenar la masa.

Para RELLENAR la masa, espolvorear con pan rallado, repartir las manzanas cortadas en gajos finos por encima del pan rallado, dejando un reborde de unos 3 cm. de ancho sin rellenar por los cuatro lados. Encima de la manzana distribuir las pasas de corinto, la almendra en láminas (opcional), y espolvorear con el azúcar mezclado con la canela. Seguidamente proceder a formar el strudel.

_DSC0614_phixr_DSC0617_phixr_DSC0623_phixr

Para MONTAR el strudel, doblar uno de los rebordes laterales sobre el relleno, después hacer una doblez de los dos laterales y enrollar el strudel con cuidado, ayudándonos del paño de cocina para darle forma de “brazo de gitano”, dejando la costura en la parte de abajo.

Colocar el strudel en una bandeja de horno previamente forrada con papel de horno o silpat. Hornear a 170º con calor arriba-abajo durante 40 minutos aproximadamente, hasta que veamos que está horneado, pintando la masa dos veces durante todo el horneado con mantequilla derretida.

Una vez horneado, sacar del horno y dejar entibiar en la propia bandeja. Una vez frío, espolvorear la superficie con azúcar glas.

***Se puede comer tanto frío como tibio.

***Se puede acompañar con una crema inglesa de vainilla, una bola de helado de nata o incluso con nata montada.

***Con estas cantidades salen 2 strudel de buen tamaño.

_DSC0701_phixr

By

Galletas Santa Claus y reno

_DSC0182_phixr

Con estas galletas teneis el éxito asegurado. Seguro que triunfais allá dónde las presenteis, porque quedan preciosas y muy ricas de sabor.  Son ideales para colgar en el árbol, para regalar, como decoración navideña…

Eso sí, una advertencia: son entretenidas de hacer, es como si estuvieses haciendo figuritas de plastilina a granel, con lo que debes tomarte tu tiempo, aprovechar esa tarde lluviosa con los niños para modelarlas, luego, las guardas en latas herméticamente cerradas y te aguantan varias semanas, eso si consigues que no se las coman los peques  antes…jejeje…

La idea la tomé al ver una fotografía en este libro , he utilizado una masa de galletas con algo de levadura ya que nos interesa que coga algo de volumen , inspirada enla  receta de galletas duende de navidad , con ligeras variaciones.

_DSC0203_phixr-1

GALLETAS SANTA CLAUS Y RENO

 

INGREDIENTES:

MASA BLANCA:

· 250 gr. de harina

· 100 gr. de azúcar glas

· 75 gr. de mantequilla a punto pomada

· 1 huevo L

· 6 gr. de levadura tipo Royal

· unas gotas de extracto de vainilla o similar

· 1 pizca de sal

MASA ROJA/ROSA:

· 150 gr. de harina

· 60 gr. de azúcar glas

· 45 gr. de mantequilla a punto pomada

· ½ huevo L

· 4 gr. de levadura tipo Royal

· unas gotas de extracto de vainilla o similar

· 1 pizca de sal

· colorante color rojo

MASA MARRÓN:

· 80 gr. de harina

· 20 gr. de cacao puro 100%

· 40 gr. de azúcar glas

· 30 gr. de mantequilla

· ½ huevo L

· 3 gr. de levadura tipo royal

· unas gotas de extracto de vainilla o similar

· 1 pizca de sal

_DSC0144_DSC0136_phixr-1

ELABORACIÓN:

Los tres tipos de masa se elaborarán de la misma manera, la forma de mezclar ingredientes será la misma para las tres masas.

***en el caso de la Masa blanca: esta masa nos servirá para hacer las barbas, la bola del gorro y los ojos de Papá Noel, también la utilizaremos para hacer la cornamenta del reno.

En primer lugar, batiremos la mantequilla a punto pomada con un robot de cocina preferentemente (tipo K.A.) o batidora de varillas (también se puede batir a mano, con unas varillas manuales, aunque facilita mucho el trabajo si nos ayudamos de un aparato eléctrico). Se batirá un par de minutos, se le añade el azúcar glas y se continúa batiendo hasta obtener una crema blanquecina, suave y esponjosa.

***Tampoco conviene sobrebatir la masa, para no darle demasiado aire a la masa y que luego se nos deforme la galleta.

Una vez que lo tenemos, añadimos las gotas de esencia elegida (en mi caso, me gusta hacerlas con sabor a vainilla) y continuamos batiendo. Seguidamente añadimos el huevo ligeramente batido y continuamos batiendo hasta que se integre perfectamente en la crema.

Por otro lado, habremos tamizado la harina junto con la levadura y la sal. Paramos el robot de cocina e incorporamos la harina. Lo ponemos en funcionamiento en la velocidad más lenta y con la pala, lo mantenemos justo el tiempo imprescindible para que desaparezca la harina en la masa y nos forme una bola homogénea y más o menos compacta.

En caso de hacerlo manualmente, dejamos las varillas manuales, añadimos toda la harina de una vez y mezclamos con un tenedor o cuchara de madera hasta lograr una masa húmeda. Terminamos de formar la bola con las manos. No amasar, juntar los ingredientes con las manos, como si formásemos una bola de arena en la playa. Una vez que tengamos la masa, la extendemos entre dos plásticos film con un rodillo de cocina y la metemos en la nevera para que se enfríe y se recupere del amasado.

Dejamos reposar la masa un par de horas en la nevera y después procederemos a modelar la masa para formar las galletas.

*** En el caso de la masa rosa/roja: Será utilizada para hacer la cara (color rosado) y el gorro de Santa Claus. También la usaremos para la nariz del reno (rojo intenso).

Para hacer la masa, procederemos igual que con la masa básica (de color blanco), una vez que tenemos la masa CASI totalmente mezclada (masa húmeda, a punto de convertirse en bola) echamos una gota de colorante rojo y lo mezclamos con la masa hasta que esté perfectamente distribuida por toda la masa. Obtendremos una masa de color rosado (en caso de que nos parezca poco, añadiremos gota a gota hasta lograr el color idóneo).

Separamos 2/3 de la masa (será para formar la cara y nariz de Papá Noel) y al resto le añadiremos más gotas de colorante rojo hasta obtener el color rojo intenso (para formar el gorro y la nariz del reno).

*** Habrá que tener cuidado a la hora de tintar la masa e ir “gota a gota” para no pasarnos de tono. Es conveniente utilizar un gotero para no tener desagradables sorpresas. En caso de que notemos que se nos ha humedecido demasiado la masa de color rojo intenso, añadirle un poco de harina para lograr una textura similar al resto de la masa.

*** En el caso de la masa marrón: Se procederá de la misma manera que la masa básica, sólo que tamizamos juntos la harina, el cacao, la levadura y la sal, lo mezclamos en seco, antes de añadírselo a la mezcla de huevo, mantequilla y azúcar. Al final, obtendremos una masa de color marrón que nos servirá para hacer la cara y las orejas del reno.

FORMADO DE LAS GALLETAS

Para formar las galletas de Santa Claus:

Cortaremos círculos de la masa rosada con un cortapastas redondo o cualquier utensilio que tengamos de forma circular, modelamos con esta misma pasta la nariz y los dos mofletes.

Con la masa blanca, haremos las barbas modelando la masa como si de plastilina se tratase, también bolitas para los ojos y una bola para el gorro.

Con la masa roja, cortaremos cuadrados y éstos los dividiremos diagonalmente en dos, formando triángulos que modelamos un poco para darle la forma de gorro.

En esta foto, se aprecia exactamente cómo se hace la cara, y ya sabemos que una imagen vale más que mil palabras.

_DSC0148_DSC0131_phixr_DSC0136_phixr

Para formar las galletas con forma de reno:

Con la masa de color marrón, cortaremos formas redondas, y con las manos, las modelaremos un poco para que nos quede la masa con forma ovalada. Con un poco de masa, se hacen las orejas.

Con la masa de color blanco, se hace la cornamenta, se presiona la cabeza del reno en la parte inferior de la cornamenta, para que luego quede pegada durante el horneado.

Se forma la nariz con masa de color rojo intenso y con la masa blanca se hacen los ojos.

_DSC0140_phixr

HORNEADO DE LAS GALLETAS

Es conveniente meter las bandejas en la nevera con las galletas ya formadas durante un rato (media hora es suficiente), para que se endurezcan un poco y no se deformen durante el horneado.

Precalentar el horno a 200º con calor arriba-abajo-turbo durante 15 minutos, introducir 1 bandeja en la parte central del horno y bajar la temperatura a 175º con calor abajo-turbo. Las mantendremos unos 10 minutos aproximadamente, hasta que las barbas tomen un ligerísimo tono dorado. Sacamos la bandeja del horno, dejamos reposar las galletas en la propia bandeja unos minutos y seguidamente las pasamos a una rejilla para que terminen de enfriarse.

_DSC0158_phixr

***El horneado de las galletas es orientativo, cada horno funciona de manera diferente, así que cada uno deberá adaptar los tiempos y modo de hornear a las características de su horno particular.

***Con estas cantidades salen 16 galletas con forma de Papá Noel y 10 galletas con forma de reno.

***Esta masa es muy buena para trabajar y modelar, se elaboran las formas sin problema.

***Durante el horneado, las galletas “engordan” un poco (debido a la levadura), lo que es imprescindible para que nos quede con esa forma rechoncha y bonachona.

***Ideales para colgar en el árbol de Navidad, como obsequio navideño…

_DSC0207_phixr

By

Quarkstollen

_DSC0110_phixr

Ya estamos en puertas de la Navidad, a partir de ahora los blogs gastronómicos se inundan de olores a especias navideñas, de preciosas galletas, panes enriquecidos, frutas escarchadas  y deliciosos turrones y mazapanes.  Por eso, nada mejor para calentar motores que elaborar un stollen, espero que disfruteís de él, tanto como lo hemos hecho nosotros.

El stollen tiene una larga tradición en la cocina navideña alemana. La forma recuerda a un niño recién nacido envuelto en pañales, de ahí que vaya cubierto de azúcar glaseado.

Existen muchas variedades de Stollen, dependiendo de la zona dónde se haga y de los ingredientes que lo compongan. Normalmente, se trata de una pasta  pesada de levadura (pan dulce), es conocido con el nombre de Christstollen y el de mayor fama es el elaborado en Dresde.

En esta ocasión, he optado por elaborar una variante con queso quark (Quarkstollen) e impulsor químico (levadura tipo Royal), y la verdad es que está buenísimo. Me gusta más que el que se elabora con levadura de panadero.

Es un pan muy enriquecido, especialmente indicado  para ocasiones especiales ( Navidades), ideal para la sobremesa con un té o un café, con un sabor y aroma a especias navideñas  inmejorable.

QUARKSTOLLEN

 

INGREDIENTES:

Para la masa:

· 375 gr. de pasas sultanas

· 100 ml. de ron

· 500 gr. de harina

· 1 sobre de levadura tipo Royal (15 gr.)

· 150 gr. de azúcar

· 1 sobre de azúcar avainillado

· 1 pizca de sal

· 1 cucharadita de las de té de extracto de ron (yo le puse extracto de vainilla)

· 1 cucharadita de mezcla de especias speculoos, o bien mezcla de cardamomo, canela, clavo, nuez moscada.

· Ralladura de 1 naranja

· 2 huevos medianos

· 200 gr. de mantequilla a punto pomada

· 250 gr. de queso Quark desnatado (queso batido 0%)

· 250 gr. de almendra molida

· 200 gr. de frutas escarchadas

Para cubrir:

· 100 gr. de mantequilla

· 50 gr. de azúcar glas

_DSC0059_phixr

ELABORACIÓN:

Poner en un recipiente las uvas pasas con el ron y dejar macerar unas cuantas horas ( lo mejor es dejarlas toda la noche).

Para preparar la masa, primeramente mezclamos la harina con la levadura, mezclarla (si disponemos de él) en un robot amasador, una vez bien mezclados, añadimos el resto de los ingredientes excepto la almendra, las pasas y las frutas escarchadas. Mezclamos adecuadamente primero a baja velocidad y después le damos más velocidad hasta formar una masa homogénea.

***en el caso de hacerlo manualmente, haremos un volcán con la harina +levadura y en el agujero del centro, echamos el resto de ingredientes, los juntamos y vamos cogiendo la harina de los laterales poco a poco hasta lograr una bola homogénea y compacta.

Una vez que tengamos la masa, la volcamos sobre una superficie ligeramente enharinada y añadimos las frutas escarchadas, las uvas pasas (escurridas y secas) y la almendra molida. Mezclamos e integramos hasta distribuirlas bien por toda la masa Con el rodillo, formamos un cuadrado (de aproximadamente 30 por 30) y le damos forma de stollen. Para ello, doblamos 2/3 de la masa por el lado más largo, presionamos un poco con el rodillo y volvemos a enrollar sobre sí mismo, dejando un poco y dándole forma con la mano. (ver fotografías).

_DSC0020_phixr_DSC0028_phixr-1_DSC0026_phixr

Preparamos el horno, para ello, precalentamos el horno a 220º calor arriba-abajo-turbo. Colocamos el stollen en la bandeja del horno sobre papel de hornear (habremos colocado 3 láminas de papel de horno, esto se hace para que no se endurezca ni coja demasiado color la parte de abajo) y lo metemos a media altura. Inmediatamente bajamos la temperatura del horno a 150º y horneamos durante 55 minutos aproximadamente, hasta que veamos que adquiere cierto tono dorado y que está hecho.

Por otro lado, en el microondas derretimos la mantequilla (100gr) que utilizaremos para pintar el stollen, y una vez que lo hemos sacado del horno, pintamos la superficie con la mitad de la mantequilla. Espolvoreamos también la mitad del azúcar glas (25 gr.)

Dejamos enfriar el stollen sobre una rejilla y una vez frío volvemos a repetir la misma operación con la mantequilla y el azúcar glas restante.

*** Para conservarlo, envolvemos el stollen en papel de aluminio y después guardamos en una bolsa con cierre hermético (valen perfectamente las bolsas de congelación). Guardado en un lugar fresco y seco, aguanta en perfectas condiciones hasta 4 semanas.

También puede congelarse.

***Es imprescindible escurrir y secar bien las pasas maceradas en ron, ya que si no, nos humedecen la masa y necesitaremos más cantidad de harina para poder darle la forma de stollen.

***Con estas cantidades queda un stollen de gran tamaño, se podría dividir la masa en dos partes y hacer dos.

***Receta extraída del libro “Backen macht Freude” del Dr. Oetker.

_DSC0093_phixr

By

Bundt cake de queso quark

_DSC0363_phixr

Este bundt cake es tremendamente suave, con una masa mullida que hace que cada bocado se convierta en un delicioso y delicado placer. La culpa de todo ello, la tiene el queso batido 0% (queso quark) que le aporta a la masa una textura especial.  Además, no lleva demasiada mantequilla, lo que añadido al hecho de que utilizamos queso 0% materia grasa, hace que sea un bizcocho “bastante” ligero. Muy recomendable.

BUNDT CAKE DE QUESO QUARK

INGREDIENTES:

· 125 gr. de mantequilla a punto pomada

· 6 cucharadas soperas de aceite de girasol

· 180 gr. de azúcar

· 1 cucharadita de extracto de vainilla.

· 1 pizca de sal

· 2 huevos tamaño M

· 250 gr. de queso quark desnatado ( queso batido al 0%)

· 375 gr. de harina

· 1 paquete de levadura tipo royal

· 5 cucharadas de leche

_DSC0333_phixr

ELABORACIÓN:

Para elaborar la masa del bundtcake, primeramente batiremos la mantequilla a punto pomada con la batidora eléctrica, con varillas hasta que la mantequilla esté bien esponjosa, seguidamente vamos añadiendo de uno después de otro, el aceite, el azúcar, el extracto de vainilla y la sal. No añadiendo el siguiente hasta que el anterior esté perfectamente mezclado.

A continuación, echamos los huevos de uno en uno y continuamos batiendo hasta que se integren perfectamente en la crema. Después, añadimos el queso batido 0% mat. grasa. Y continuamos batiendo.

Por otro lado, habremos mezclado y tamizado la harina con la levadura. Incorporamos en la masa la mitad de la harina, batiendo a baja velocidad o incluso con varillas manuales, procurando no castigar demasiado el batido. Seguidamente, echamos la leche, mezclamos y terminamos con la otra mitad de la harina que nos quedaba.

Engrasamos adecuadamente el molde de bundt cake y lo enharinamos (para evitar que se pegue) y vertemos la masa resultante en el molde (tendremos una masa bastante densa) la distribuimos por todo el molde, igualamos con la espátula y metemos en el horno.

_DSC0342_phixr

***A la hora de hornear se hará colocando el molde SIEMPRE sobre la rejilla, NUNCA sobre la bandeja del horno, ya que el calor tiene que circular por la chimenea central que tiene este tipo de moldes, y si ponemos la bandeja impediríamos que circulara el aire con normalidad.

Habremos precalentado el horno previamente a 200º con calor arriba-abajo-turbo, durante 15 minutos. Una vez que metemos el molde, bajamos la temperatura a 165º con calor abajo-turbo y dejamos en la rejilla central del horno durante 50/60 minutos, hasta que veamos que está bien horneado. Para comprobarlo, introducimos una brocheta o aguja en el bizcocho y si sale seco, quiere decir que ya está bien horneado.

Sacamos del horno y dejamos reposar en el propio molde durante 10 minutos, transcurrido ese tiempo, desmoldamos y dejamos que termine de enfriarse sobre una rejilla. Una vez frío, espolvorear azúcar glass en la parte superior.

***Receta extraída del libro “Backen macht Freude” del Dr. Oetker, con mis modificaciones.

*** El queso fresco batido (tipo Quark) se encuentra fácilmente en cualquier supermercado, al lado de las natas, quesos frescos, mantequillas…

***Se le puede añadir a la masa (en el último momento) trozos de albaricoque desecados y sultanas. (yo no se lo he añadido porque en casa les gusta sin nada, como mucho con perlas de chocolate), pero en el bundt original aparece con estos ingredientes.

_DSC0327_phixr

By

Galletas para decorar

DSC_0358_phixr

Las galletas decoradas son un mundo aparte dentro de la repostería. Junto con los cup-cakes y las tartas fondant hacen furor  en muchos blogs, existen verdaderas artistas decorando de mil maneras diferentes las masas de galletas  y además, con resultados realmente sorprendentes.En nuestras pastelerías empiezan a verse tímidamente alguna cosita, pero nada que ver con lo que tenemos por la red.

Particularmente, prefiero otro tipo de pastas o galletas, me parece que las galletas decoradas con glasa o fondant quedan demasiado dulces y encuentro que otro tipo de pastitas, tipo las de té, de manteca, con frutos secos… van más a tono con mis gustos. Eso sí, hay que reconocer que estas galletas decoradas son vistosas, impresionan cuando las ves y además como detalle para bodas, bautizos, navidades… quedan fenomenal.

He probado diferentes masas en mis tímidos flicteos con este tipo de galletas y por sus características, facilidad a la hora de moldear, comportamiento ante el horneado, su sabor, etc.me quedo con esta masa para elaborar galletas decoradas con glasa.

GALLETAS PARA DECORAR

INGREDIENTES:

· 650 gr. de harina común

· 250 gr. de mantequilla a punto pomada

· 250 gr. de azúcar glas

· 1 huevo XL

· 1 chorrito de leche ( 3 ó 4 cucharadas)

· aroma al gusto, vainilla, limón…

DSC_0352_phixr

ELABORACIÓN:

Para elaborar estas galletas, primeramente, batiremos bien la mantequilla con unas varillas eléctricas o robot adecuado para ello (tipo Kitchen Aid). Pasados unos minutos, cuando tengamos la mantequilla bien suave, añadimos el azúcar glas de cucharada en cucharada y continuamos batiendo hasta que obtengamos una crema esponjosa y esté el azúcar perfectamente integrado en la mantequilla.

Seguidamente, añadimos el huevo (ligeramente batido), no dejamos de batir, batimos hasta que lograr una crema homogénea. Es el momento de añadir el aroma que hayamos elegido, bien vainilla, limón, almendra…

Añadimos la harina (previamente tamizada), la echamos de golpe y mezclamos rápidamente con un tenedor o rasqueta de pastelería, NO AMASANDO, si no mezclando la harina dentro de la crema, una vez que tenemos humedecida toda la harina, tendremos una especie de masa seca y grumosa, en este punto añadimos la leche de cucharada en cucharada (para no pasarnos y que se nos quede una masa demasiado húmeda), dependerá un poco del tipo de harina utilizada (unas absorben más líquido que otras), del tamaño del huevo, etc…

***en mi caso, he necesitado 3 cucharadas de leche

Unimos la masa con las manos, friccionando y presionando con las palmas de la mano hasta lograr una bola de masa homogénea, suave. (esta operación es rápida, no debemos tardar demasiado tiempo para no calentar la masa y para que no coja correa).

Una vez que tenemos la masa lista, la dividimos en 4 porciones. Estiramos cada parte entre 2 plásticos film, con el rodillo, dejándola de un grosor de unos 6 mm. (la dejamos ya lista para cortar). Llevamos a la nevera a enfriar (mínimo un par de horas, aunque es conveniente dejarlo de un día para otro).

En este punto, tenemos la masa fría y preparada para darle forma con los cortadores elegidos.

Cuando sacamos la masa de la nevera, colocamos 1 porción sobre la encimera de la cocina y le damos un estirado leve con el rodillo (mejor utilizar un rodillo con aros que nos dejan la masa del mismo grosor), cortamos las galletas y colocamos sobre bandejas de horno que previamente habremos cubierto con un silpat o papel de hornear.

Metemos la bandeja con las galletas cortadas en la nevera durante 15 minutos mínimo, para que vuelvan a enfriarse un poco (este paso es conveniente hacerlo, ya que ayuda a que las galletas mantengan la forma durante el horneado y no se deformen).

Una vez frías, procederemos al horneado de las galletas, para ello, es importante precalentar el horno a 180º, metemos una bandeja de galletas en la rejilla central del horno y bajamos la temperatura a 175º, en mi caso, con calor abajo-turbo. Las dejamos durante 10 minutos aproximadamente, aunque tendremos que vigilarlas ya que dependerá un poco del tamaño, del grosor y del calor del horno para que necesiten más o menos tiempo. El momento de sacarlas es cuando comienzan a coger un leve color dorado por las esquinas, pueden ser 10 ó 12 minutos.

***es importante estar bien atentos durante el horneado, ya que si nos pasamos con el tiempo, nos saldrán unas galletas duras; una vez que comienzan a dorarse por las esquinas, se sacan, aunque parezca que están todavía blandas. (se endurecen una vez que se enfrían).

Sacamos la bandeja del horno, dejamos reposar un par de minutos y colocamos sobre rejillas de pastelería para que terminen de enfriarse.

Procederemos igual con el resto de la masa, realizando tantas tandas de galletas como sea necesario hasta terminar con la masa.

Con los recortes de masa que nos vayan sobrando, se unen otra vez, se estiran y se siguen formando galletas.

***las galletas resultantes, mantienen perfectamente la forma, por lo que son totalmente recomendables para decorar.

***el mismo día de horneado parece que nos han quedado duras, pero a partir del día siguiente, adquieren la textura ideal para comer.

***se deben conservar en latas herméticamente cerradas, (a mí me gusta separar las capas de galletas con papel de cocina, y poner un trozo de miga de pan en cada lata, para que absorba la humedad). Se conservan en perfectas condiciones unos 10 días, sin alterar textura ni sabor.

***se pueden congelar una vez horneadas, aguantan unos dos meses. También se puede congelar la masa sin hornear.

***todos los ingredientes deberán estar a temperatura ambiente.

***receta tomada del blog “el rincón de Bea”, donde podéis encontrar un tutorial sobre la elaboración de la masa muy completo y clarificador.

DSC_0369_phixr-1 (2)

By

Galletas de mantequilla de cacahuete

DSC_0523_phixr Si te gustan los cacahuetes, éstas son tus galletas, ya que tienen un intenso sabor a este fruto seco. Resultan unas galletas muy crujientes y sabrosas. Para el café o el té van divinas…

GALLETAS DE MANTEQUILLA DE CACAHUETE

 

INGREDIENTES:

· 193 gr. de harina

· 155 gr. de mantequilla a punto pomada

· 150 gr. de mantequilla de cacahuete

· 120 gr. de azúcar moreno

· 110 gr. de azúcar normal

· 1 cucharadita de té de bicarbonato

· 1 cucharadita de té de levadura

· ¼ de cucharilla de té de sal

· 1 pizca de nuez moscada

· 2 huevos medianos

· 225 gr. de cacahuetes salados troceados

· ½ taza de azúcar para rebozar las galletas

 

DSC_0513_phixr

ELABORACIÓN:

 

Mezclar juntos la harina tamizada, el bicarbonato, la levadura, la sal y la nuez moscada.

Por otro lado, en un bol con varillas eléctricas o robot tipo Kitchen Aid (con la pala) batir la mantequilla a velocidad media hasta que esté suave y cremosa. Añadir la mantequilla de cacahuete y seguir mezclando otro minuto hasta que esté todo perfectamente integrado. Añadir los dos tipos de azúcar y continuar batiendo durante 3 minutos o más hasta que tengamos una crema homogénea.

Añadir los huevos de uno en uno, no echando el siguiente hasta que el anterior esté perfectamente mezclado. Parar la máquina y con una espátula, bajar la masa que se haya podido quedar en los lados y en el fondo y comprobar que está todo bien mezclado.

En velocidad baja, o incluso manualmente con unas varillas manuales, ir añadiendo los ingredientes secos que tenemos preparados (harina, levadura…), mezclar solamente hasta que desaparezcan en la masa. Seguidamente, añadir los cacahuetes picados y revolver, hasta que se integren homogéneamente por toda la masa.

Ahora tendremos una masa blanda, flexible. En mi caso, como estaba demasiado blanda, la metí una hora en la nevera para que se endureciese.

Cuando veamos que la masa está algo más dura (con la textura como para coger con una cuchara una porción de masa y hacer una bola con las palmas de la mano), le damos la forma de bola y la rebozamos en un bol con azúcar. Seguidamente, vamos colocando las bolas de masa en una bandeja (que habremos cubierto con papel de horno o silpat), dejamos espacio suficiente entre las bolas, ya que extienden bastante durante el horneado.

Con un tenedor (mojado en agua fría) presionamos la masa primero en una dirección y luego en la dirección perpendicular, para obtener una masa redonda y semiplana. (en mi caso, luego perdió la forma del tenedor, por lo que omitiré este paso la próxima vez).

Hornear en horno precalentado a 175º con calor abajo-turbo, hasta que las galletas estén hechas, es decir, hasta que cojan un ligero color dorado, sobre todo por la parte de fuera pero que estén todavía un poco blandas. En mi caso, unos 10/12 minutos (dependiendo de la hornada).

Dejarlas asentar durante 1 minuto en la misma bandeja de horneado y pasarlas después a una rejilla para que terminen de enfriarse.

Repetir la operación con el resto de la masa, hasta terminar con toda la masa, asegurándonos de que enfriamos la bandeja entre tanda y tanda.

DSC_0538_phixr ***Salen unas 40 galletas, dependiendo del tamaño que las hagamos.

***Quedan unas galletas supercrujientes.

***Receta extraida del libro “Baking from my home to yours” de Dorie Greenspan.

***Esta masa se expande mucho en el horno, por lo que sería conveniente hacer bolas con la masa y no aplastarla, sino dejarla en forma de bola, porque luego ella se extendería sóla, logrando una galleta más alta.

By

Bolitas de masa frita tipo rosquillas (Muzenmandeln)

_DSC0301_phixr

Estas pequeñas bolitas de masa fritas son un pecado tremendamente adictivo, empiezas por una y… ¡Ya no puedes parar! 😉 Pero es que están tan ricas que merece la pena probarlas.

Superfáciles de hacer, se asemejan a la masa de las rosquillas pero no saben igual, tienen algo que las diferencia, quizá la mantequilla, el tamaño exacto de masa que fríes… No lo sé. Sólo puedo decir que están riquísimas.

La receta alemana está extraída del libro “Backen macht freude” del Dr. Oetker (me lo traje de mi visita a Munich) y la verdad es que todo lo que he probado del libro, sale genial. Ya os iré poniendo todas las cosas que he preparado, porque son a cual mejor. En el  libro las llama “Muzenmandeln” porque les da forma con un cortador especial con forma de almendra. Como yo no dispongo de ese “cacharrito”, las he hecho con un cortador de tamaño parecido y me han quedado con forma de bola, de ahí que las haya bautizado con ese nombre.

Os animo a probarlas, porque es una receta de las de tener en la recámara… ¡Ya me lo diréis!

_DSC0322_phixr

_DSC0316_phixr

BOLITAS DE MASA ALEMANAS

 

INGREDIENTES:

· 325 gr. de harina de todo uso

· 1 ½ cucharadita de las de té de levadura tipo Royal

· 100 gr. de azúcar

· 1 cucharadita de las de té de extracto de vainilla u otro aroma al gusto.

· 2 huevos tamaño “M”

· 1 pizca de sal

· 100 gr. de mantequilla o margarina a punto pomada

· Para freir: aceite de girasol

· Para rebozar (opcional): azúcar y canela

_DSC0368_phixr

ELABORACIÓN:

Para hacer la masa de las bolitas, en primer lugar, juntaremos la harina con la levadura y la mezclaremos bien. Añadimos el resto de ingredientes y amasamos (bien a mano, o todavía mucho mejor con un aparato amasador (tipo Kitchen Aid o similar), primeramente amasamos a velocidad baja y seguidamente aumentamos la velocidad y mantenemos unos minutos hasta formar una masa compacta, donde todos los ingredientes estén bien mezclados y unidos. (Nos quedará una masa bastante espesa, de textura como la de las rosquillas).

Una vez que tengamos la masa lista, la sacamos del robot amasador y con las manos, terminamos de unir y formamos un rollo. La extendemos sobre la encimera de trabajo.

En caso de hacerlo manual, se hace de la misma manera, se echan los ingredientes en un bol amplio y se amasan y mezclan, primero con un tenedor  después a mano, hasta formar una bola.

_DSC0255_phixr

***Para no tener que añadir más harina y así no alterar las proporciones de la receta, es conveniente extenderla sobre una lámina de silicona, plástico film o similar, para que se nos quede pegada. De todas formas, es una masa que se trabaja muy bien, no queda nada pegajosa debido a la cantidad de grasa que lleva (mantequilla).

Extendemos la masa con un rodillo, dejándola de 1 cm. de grosor aproximadamente. Cortamos la masa con un cortador pequeño (del tamaño aproximado de una almendra) y sacamos tantas piezas como nos permita la masa.

***Los recortes se vuelven a unir, volvemos a estirar y seguimos cortando hasta terminar con toda la masa.

En este punto, procederemos a freir las piezas. Para ello, calentamos aceite de girasol en una sartén o cazo.

***Yo prefiero hacerlo en un cazo pequeño, con poco diámetro para que haya bastante aceite, ya que las bolitas deben flotar en el aceite para que se hagan bien. Primeramente van al fondo, después se hinchan (aumentan mucho su volumen) y suben a la superficie. Es importantísimo que las bolas naden en el aceite, se fríen mucho mejor, cojen menos aceite y el acabado es mucho mejor. Así que no seáis roñosos con el aceite si quereis que os queden perfectas.

El punto de calor del aceite es también un factor muy importante para que nos queden bien. Ya que deberá estar lo suficientemente caliente para que se hagan bien por dentro y se doren por fuera. Si tenemos el fuego demasiado fuerte, se queman rápidamente por fuera, sin darle tiempo a que se hagan por dentro. Un truco para saber el punto correcto del aceite, es introduciendo una cubierto de madera en el aceite, si salen burbujas, quiere decir que ya está a punto para freir.

_DSC0272_phixr

***He observado que estas bolitas se doran rápidamente (creo que es debido a la mantequilla que lleva entre sus ingredientes), también se hacen bastante rápidamente por dentro, por lo que hay que prestar especial atención a la fritura para obtener un resultado perfecto.

Una vez que las tenemos doradas, las sacamos del aceite (a mí me gusta colocarlas primero en un colador grande –para que pierdan el exceso de aceite-) y después las ponemos sobre papel absorbente de cocina.

Se pueden dejar así, tal cual, o bien se pueden rebozar en una mezcla de azúcar y canela para darles un plus de dulzor y sabor. De ambas maneras están realmente ricas.

***Salen unas 50 piezas

***Se asemejan a la masa de las rosquillas, pero son diferentes, muy ricas.

***Es importante hacer las formas de 1 cm. de espesor, ya que de esta manera la fritura es la correcta, porque crecen mucho en el aceite.

***Advertencia: Una vez que empiezas con ellas no podrás comer sólo una.

_DSC0332_phixr