Fernando Rojo. África desde Estambul a Johannesburgo

Fernando Rojo es un tolasarra que durante seis meses ha viajado en transportes públicos de Estambul a Johannesburgo. Después de visitar países como Turquía, Siria y Líbano se interno en África por Egipto y Sudan. Vivió todo tipo de aventuras: paso desiertos, tuvo encuentros con animales salvajes, le robaron, detuvieron y se hizo uno más con el paisaje y sus gentes. Llego a lugares semi prohibidos como Somaliland, un país independizado de Somalia.

  

Fernando Rojo es profesor de historia en la ikastola de Zarautz. Con gran inclinación hacia el viaje pidió una excedencia de tres meses para ir desde Estambul a Johannesburgo.

Estambul es una ciudad que ya había visitado en cuatro ocasiones anteriores. También conocía Sudáfrica, cuando fue a Ciudad Cabo aprender ingles. Quería ir desde Turquía a Sudáfrica y para ello empleo diferentes tipos de transportes locales. Por ejemplo, viajo en el tren nocturno del Cairo a Assuan. Allí se embarco en el ferry semanal que va a Sudan. En un pick up cruzo el desierto de Nubia durante un par días. En Jartum presencio la ceremonia de los derviches, en el barrio histórico de Omdurman donde confluyen el Nilo Azul y el Nilo Blanco.

Quiso llegar a Etiopía en donde celebraban la entrada en el año dos mil del calendario Juliano etiope.

Se arriesgo a pasar a Somaliland. Llego a Hargeysa, la capital. Le obligaron a llevar escolta y de esta manera alcanzo Berbera, una ciudad portuaria.

En Etiopía del sur, en el lago Chamo temió por su vida cuando un hipopótamo se dirigió con malas intenciones al barquito en donde navegaban. Navegaban en unas pequeña embarcación. Repentinamente se levanto un fuerte viento que creo un oleaje que les hizo tambalearse. La noche se acercaba al igual que la amenaza de los hipopótamos y cocodrilos.

Cruzo por el norte de Kenia en camión. En Mombasa le robaron la cámara de fotos y el botiquín de medicinas.

Tanzania lo paso en cuatro días. En Malawi cruzo de norte a sur el lago del mismo nombre. Fue un autentico placer al igual que la visita a las cataratas Victoria desde el lado de Zambia.

En Zimbabwe le detuvo la policía. El chofer del autobús en donde se monto le llevo hasta la misma comisaría. Le querían sacar dinero.

Llego hasta Mozambique para terminar en Johannesburgo satisfecho de tantas experiencias recogidas en el camino.

Le entrevistaremos a Fernando Rojo el miércoles (4/5/2008) en el magazine Bulebard a las 11,5 de la mañana.

5 pensamientos en “Fernando Rojo. África desde Estambul a Johannesburgo

  1. Itxaso Zuñiga

    Hola Roge,

    que tal? como va todo? que sorpresa encontrar tu blog!

    Soy Itxaso Zuñiga fotógrafa de Barcelona, no se si te acordaras de mí, participé en Levantando Anclas hace unos años cuando estuve navegando en Bahamas y luego la media vuelta al mundo con una ONG francesa.

    Pues nada, que estaba buscando una info de Mongolia y tropecé con tu blog. Bueno me hace un montón de ilusión ver que hay tanta gente haciendo sus sueños realidad y embarcándose en estos proyectos por el mundo.

    Por mi parte, desde hace tres años que vivo en Japón, sigo trabajando para medios españoles y cada vez más japoneses, disfrutando mucho de la experiencia y viajando tanto como puedo por aquí.

    Te mando un fuerte abrazo,

    Besos,

    Itxaso

    Responder
  2. Javier

    Aupa Fernando!! Menudo fenomeno! Soy amigo de su hermana Estitxu, y a él lo conozco desde hace muchos años.
    Doy fe de que lleva muy dentro el espíritu del viajero!!
    Saludos de un beasaindarra en El Cairo.

    Responder
  3. mario

    Increible,felicidades,esta claro q los sueños de un viajero se hacen realidad de una manera tan diferente y sorprendente a cada paso q se da.Yo flipo,me encanta y me encantan estos blogs.un abrazo

    Responder
  4. juan luis fernandez

    Uff, me interesa mucho, yo tenia en mente una cosa parecida y veo que los hay mucho mas rapidos, desde luego. Estoy preparando algo parecido para mi para el 2009 y estoy empezando a recopilar informacion para ver todas las posibilidades. Podr’ia conseguir el e-mail de Fernando? Tiene algun diario publicado del viaje? Gracias y saludos desde Indonesia

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *